24-hores-motos-montmelo-2011_slider

Un año más nos dábamos cita en el fin de semana de mitad de julio en el Circuit de Catalunya para cubrir la carrera de resistencia con más solera del motociclismo en España: Les 24 Hores de Motociclisme, heredera de la mítica carrera que se corría en Montjuïc, y que este año llegaba a su 17ª edición.

Esta prueba, como ya explicamos en la crónica de 2010, tiene dos partes bien diferenciadas: la de los equipos profesionales y los amateur (que son la mayoría), cuyo gran objetivo es terminar la carrera.

45 equipos se presentaban a ésta edición, con cerca de 20 equipos venidos de otros países, en su gran mayoría desde Francia. El único punto negativo de las inscripciones era ver que la crisis no escapa a nadie y que lamentablemente, este año solo 1 equipo era debutante en la prueba, lo que aportaba poca “savia nueva” a la carrera.

Entre los inscritos destacar como siempre a los 2 grandes equipos sobre los que recae la responsabilidad de la victoria: el Yamaha Folch Endurance (ganador de la pasada edición) con dos Yamaha YZF R-1 1000 dorsales #1 y #4; y el Suzuki Català con una única unidad de Suzuki GSX R-1000 dorsal #2. La batalla entre ambos equipos, un año más, estaba servida.

Tras ellos, destacar equipos ya clásicos de la carrera como el de los Mossos d’Esquadra (#88) con Yamaha, el Team Busquets (#27) con BMW o algunos franceses como el Mail Performance (#33) con Kawasaki, entre muchos otros.

Las categorías presentes en la carrera son EWC (motos del Mundial de Resistencia, equipos punteros), SBK (Superbike, motos con un buen nivel de preparación) y Superstock (motos de calle con muy pocas modificaciones) de 1000cc y 600cc. Las marcas presentes eran Yamaha, Suzuki, Kawasaki, BMW, Ducati, Honda y Triumph.

La carrera empezaba como es tradición a las 15 horas con la salida al estilo Le Mans, un momento precioso y simbólico para los 41 equipos presentes, con los pilotos corriendo hacia sus monturas, cruzando la pista y teniendo que arrancar las motos siempre bajo un silencio sepulcral en la cuenta atrás, seguido por los aplausos de todo el público presente en cuanto la senyera da inicio a la competición.

Tras una sola vuelta ya se veía lo que sería la carrera, con la moto #1 de Folch y la #2 de Català destacas del resto de equipos y tirando desde el primer segundo. Hay que decir que por suerte en esta edición no tuvimos temperaturas inaguantables como en 2010, y sobretodo el sábado hacía un calor justo pero totalmente soportable.

Después de unas primeras horas rodando literalmente al límite, tras 6 horas las dos Yamaha Folch y la Suzuki Català rodaban separadas por solo 2 vueltas. Cuarto era el equipo Yamaha Rodi-Circuit Alcarràs #8 que demostraba su gran velocidad, pero que lamentablemente empezaría a sufrir problemas eléctricos para terminar abandonando.

La misma suerte correría el equipo Busquets y su BMW, que llegarían a ser terceros pero no pasarían de la medianoche, como ya les ocurrió el pasado año. Ya se sabe que en resistencia no solo ganan los más rápidos…

Los presentes, ajenos a todas las pequeñas historias que ocurren en cada equipo, disfrutábamos con el espectáculo de las 24 Horas cuando el sol ya iba cayendo, moviéndonos de curva a curva en busca de las mejores imágenes de la prueba.

El ritmo de los tres equipos punteros es muy superior a todos los demás, y como curiosidad comentar que el único problema del que se quejaban desde el equipo Folch era que sus motos tenían tanto par motor que literalmente les destrozaba las llantas, que tenían que sustituir constantemente.

El punto determinante de la carrera llegaría a las 10 de la noche, cuando la Suzuki Català entraba a boxes con el colector de escape roto, reparación que les haría perder 30 minutos. Esto, sumado a dos caídas no mucho después cuando intentaban recuperar tiempo, les separaba definitivamente de la lucha por la carrera, que quedaría ya en manos de Folch, que tenía a sus dos motos en la misma vuelta cuando llegábamos al ecuador de la prueba, separados del equipo #33 de Kawasaki por 17 vueltas.

La noche transcurriría sin muchos problemas, más allá de algunas salidas del Safety Car por una caída múltiple a final de recta después que una moto bañase en aceite las primeras curvas del circuito.

Pero la noche en las carreras de resistencia es para disfrutarla, buscar un buen sitio y contemplar el paso de las motos, cada una con sus luces características, y con la luna de espectadora de excepción.

Llegaban las últimas horas de carrera con un domingo que amanecía cada vez más nuboso y con presencia del viento.

Aún en la misma vuelta estaban las dos Yamaha Folch, ya en una lucha feroz entre los dos equipos de la escudería de Reus por la victoria (cosa que tenía al jefe de equipo Josep Maria Folch al borde de un ataque de nervios), y en tercera posición se instalaba la Suzuki Català tras una remontada espectacular, pero ¡a más de 25 vueltas de los líderes!.

En quinta posición estaba el equipo de los Mossos, que siempre tiene unas participaciones más que dignas en la carrera. Por su parte, el equipo que se debía retirar era el Desmo BCN, dorsal #40 con una Ducati 999, el único equipo formado por 4 chicas.

Todos nos poníamos en guardia cuando nos enterábamos que a mitad de recta una moto perdía el control y se estrellaba a gran velocidad, propiciando la entrada del coche de seguridad. Muchos no llegamos a saber qué equipo fue el accidentando ya que no hubo ninguna noticia sobre el accidente, pero decir que la moto quedó destrozada y el piloto fue evacuado rápidamente del circuito en el helicóptero medicalizado que aterrizó a los pocos minutos.

La carrera seguía avanzando al ritmo endiablado que marcaban las dos Yamahas rojas de Folch (que llegaron a marcar una velocidad punta de 311 km/h a final de recta) cuando entrábamos en la última hora, momento de acercarnos a la zona de Pit-Lane para presenciar un final apasionante. Pero entonces llegó una invitada a quien pocos esperábamos: la lluvia.

A 30 minutos del final dos pequeños avisos en forma de goterones aislados daban un toque de atención, pero a menos de 25 minutos del final un chubasco veraniego hacia acto de presencia en Montmeló. Y de qué manera.

Lo que son siempre unos últimos minutos para disfrutar, tanto para los pilotos como para todos los miembros del equipo, se convirtió en una auténtica pesadilla. Las motos empezaban a tardar el doble en dar una vuelta al circuito, los pilotos entraban a boxes desconcertados pidiendo un cambio de neumáticos y los nervios se hacían patentes en todos, y es que nadie quería problemas y quedarse fuera a 15 minutos de acabar una prueba ya de por sí tan dura.

Pero la lluvia, lejos de parar, cada vez caía con más fuerza y llegábamos al final con un diluvio considerable, haciendo que los integrantes de los equipos tuviesen que aguantar aquella cortina de agua si querían ver llegar a su piloto. Pocos valientes se atrevían.

La bandera a cuadros se preparaba y tras 24 horas a un ritmo frenético, la Yamaha Folch Endurance #1 cruzaba la meta alcanzando las 742 vueltas (nuevo récord de la prueba) seguida, a solo 1 minuto y medio de diferencia, de la moto #4 de la misma escudería. Dominio absoluto del equipo Folch Endurance, que con 7 victorias en la carrera se aleja de las 5 obtenidas por el eterno rival Suzuki Català.

Precisamente la Suzuki #2 entraba en tercer lugar a 34 vueltas, o lo que es lo mismo, a más de 1 hora de diferencia de los líderes.

Cuartos y primeros en Superstock 1000cc eran los franceses del Mail Performance #33 con Kawasaki, y quintos absolutos y primeros en Superbike eran los Mossos d’Esquadra con Yamaha. En noveno lugar absoluto entraban los chicos del Team Esperanza con su preciosa Triumph Daytona #50, que ganaban en Supertock 600cc.

Finalmente 26 motos acababan esta dura carrera en un final épico que pocos olvidaran. Mientras la lluvia seguía cayendo, los líderes celebraban el triunfo todos juntos en el parque cerrado y subían al podio para recoger los premios bajo la mirada de los presentes.

Clasificación final de les 24 Hores Frigo del Circuit de Catalunya de 2011
1- D.Ribalta-P.L.Vallcaneras-J.M.Luis-K.Foray (Yamaha YZF R1-Folch Endurance), 742 vueltas
2- D.Checa-V.Casas-J.Monge-A.Tizón (Yamaha YZF R1-Folch Endurance), a 1’35”622
3- D.M.Tirado-B.López-J.Forés-S.Cabana (Suzuki GSX-R-Català), a 34 vueltas
4- D.Buisson-B.Cuzin-N.Chevaux (Kawasaki ZX-10-Team Mail Performance), a 35 vueltas
5- J.M.Garcia-R.Graciano-M.A.Marchan-R.Torras (Yamaha YZF R1-Mossos d’Esquadra), a 41 vueltas.

Artículo publicado originalmente en forocompeticion.comTodas las imágenes son propiedad del autor. Todos los derechos reservados.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *