Víctor Abillà nos cuenta su experiencia en el rally de casa, el Andorra Winter Rally, compitiendo al volante de un precioso Volkswagen Golf Rallye:

«Aunque ya había corrido otros rallyes con mi padre haciendo de copiloto, el Andorra Winter Rally 2017 era el primero en el que llevaba a un amigo sentado a mi derecha. Y no sé a vosotros, pero a mí siempre me han explicado que el copi es el que pone la cabeza dentro del coche. Si eso es verdad, entonces Oriol y yo no debemos estar hechos para esto, porque nos envalentonamos con demasiada facilidad.

Teníamos que ir al tramo de calibraje el día antes: nevaba, buenos clavos montados, el Golf Rallye iba de maravilla… así que decidimos salir a practicar a Arcalís. ¿Resultado? La sonda del Terratrip rota. Por suerte pudimos bajar al taller, repararla y volver a subir con intención de calibrar de nuevo… pero claro, ya había más nieve llegando a tramo, decidimos que era imperativo practicar un poco y el resultado fue que acabamos volviendo al taller a arreglar la sonda rota por segunda vez.

Al día siguiente empezamos el rally en plan serio, pero sin que tampoco fuera una gran sorpresa, la sonda no nos duró ni medio tramo. Aunque las medias eran ya suficientemente alegres e íbamos todo lo rápido que podíamos para intentar cumplirlas.

Al final, nos llevamos la victoria entre los 4×4 de hasta 2 litros sin explicar a nadie por qué esa sonda daba tantos errores 

Víctor Abillà

 

Más Microhistorias Racing exclusivas en nuestros canales de Facebook e Instagram.

Todas las imágenes son propiedad de su autor. Todos los derechos reservados.